Escribe para buscar

Debate Sub Portada

Mercaderes de la política

Compartir

Quien ama de verdad el servicio social y conoce las necesidades de su gente porque las ha palpado, está apto para ejercer con la mente y el corazón una dignidad.    

Foto: Gianna Benalcázar – CCQ

Se aproximan las elecciones seccionales en el Ecuador, empieza la carrera para las diferentes dignidades a elegirse, incluyendo a los miembros del CPCCS; con antecedentes como el de Quito, ciudad que conoció dos alcaldes en un mismo periodo, concejos municipales fantasmas y prefectos con grillete. 

No cabe duda y es palpable la ansiedad de muchas figuras que buscan desesperadamente una candidatura, lo cual debería causar una reacción en los electores y evidenciar que esto no es un deseo de servicio, sino mas bien, un deseo de satisfacer intereses personales, ya sean económicos (en su mayoría), de venganza por causa de resentimiento, o simplemente por no dejar morir a los partidos a cambio de una estancia cómoda y duradera.

De ciudad gótica a país gótico

Es claro que, la política tiene su significado, sus objetivos y estos se cobijan bajo el servir a la sociedad, misma que otorga el poder de una manera democrática, pero más allá de eso, con el tiempo hemos sido testigos de como muchos actores han tergiversado el término, valiéndose de esta importante ciencia para enriquecerse, manchando y dejando lejos a la verdadera política, una política decente.

En esta contienda no muy lejana, desde ya se conoce, estarán presentes los mercaderes de la política, en la búsqueda de acaparar la mayor parte de espacios, pero ante esto, viene el importante análisis ciudadano al momento de consignar el voto, una reflexión tan profunda que se obliga a tener como eje principal el bienestar futuro y la responsabilidad que se entregará a las nuevas autoridades.

Muchos oportunistas, llegarán con grandes regalías a tocar las puertas de los electores, pero esto no debe permitir que toquen la conciencia democrática, no es ético pedir el voto con los típicos regalos populistas, se debe buscar el convencimiento pleno a través de propuestas lógicas y viables para el correcto desarrollo de las ciudades, teniendo en cuenta cuales son las funciones de cada candidato, para que, no se salgan del margen si son electos, cumpliendo así lo ofrecido.  

18 días de desencuentro

El calendario electoral ya arrancó, estamos a pocos días de las inscripciones, nos queda un tiempo suficiente para conocer a los personajes, aunque algunos ya son demasiado conocidos; pero aquí, juegan un roll fundamental las familias, para guiar con ciencia y paciencia a los ya facultados para votar, a los viejos electores e incluso a quienes están a su alrededor, considerando el estado actual de su habitad y lo que esperan con quienes verdaderamente sean capaces de construir algo nuevo.

Te podría interesar

Etiquetas:

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *