Escribe para buscar

Debate Portada

El top diez de las bromas no graciosas de Guillermo Lasso (PARTE 2)

Compartir

Este podría ser un artículo divertido de no ser porque cada una de las “bromas” del presidente aquí enumeradas, causan algún tipo de afectación al país.

Foto: Bolivar Parra – Flickr Presidencia de la República

Continuando con el top diez de las bromas no graciosas de Guillermo Lasso, hoy terminamos esta entrega con cinco nuevos chistes que, pese a no ser graciosos, muestran el espíritu circense del gobierno. Ahí les va:

No hay un solo caso de corrupción en mi gobierno

Esta broma de Lasso es mi preferida. No solo que hay más de un caso, sino que, además quieren tomarnos el pelo, desviando la atención, sacando de ultratumba a otros corruptos como CAPAYA para distraernos y posicionar el relato de siempre; que todo es culpa del que sabemos. No señor Lasso, los ecuatorianos no nos olvidaremos de la presunta venta de puestos por parte del ex Ministro de Energía y Minas, ni de la denuncia de la venta del puesto de Viceministro de Agricultura por $2.5 millones, ni del caso Danubio donde presuntamente estaría involucrado su amigo y ex asesor Ad Honorem, ni de los escándalos en las aduanas, ni de la posible interferencia en otros poderes del Estado, ni de muchos otros casos.

De ciudad gótica a país gótico

La consulta popular: una broma costosa

Se estima que aproximadamente serían 40 millones de dólares lo que costaría una consulta popular que ha llegado de parte en parte y con preguntas mal hechas, demostrando que la improvisación es una de las características de este gobierno. De las preguntas planteadas por el Ejecutivo ninguna resuelve los problemas de fondo del país. La consulta no es más que otro distractor que aspira a recuperar algo de la casi nula aceptación del partido de gobierno para las elecciones del 2023.

Que si, que no. La broma de la palabra falsa

Esta broma es cada vez más frecuente por parte del Presidente. Para poner solo unos pocos ejemplos, en diciembre del 2021 en plena campaña, Lasso juró por su madre (literalmente) que construiría un aeropuerto en Portoviejo. En octubre del 2022, dándole poca importancia a su madre, se retractó. Como dirían los mexicanos, que poca… vergüenza. Otro ejemplo; en medio del escándalo por el femicidio de la abogada Bernal, Lasso anunció que daría de baja a varios mandos policiales, días después se retractó. Como olvidar su promesa de eliminar la SENECYT que nunca cumplió o las condolencias por la muerte de una oficial de policía que aún estaba viva y que después también tuvo que retractarse. Nuevamente, que poca… vergüenza.

Lasso: el científico loco

Esta perla la encontramos en una “entrevista” que Lasso dio a un periodista ultradefensor del régimen. En esta ocasión, Lasso se atrevió a decir algo que en verdad causa risa. El 3 de octubre de este año dijo que en máximo 10 días anunciaría “el fin de la pandemia del Coronavirus”. Es gracioso porque ni siquiera la OMS se ha atrevido a tanto. Por suerte, no fue más que una de las bromas de nuestro mandatario, pues han pasado semanas y, como era de esperarse, no ha existido ningún anuncio.

El humor de Disney

Este fue un chiste mal contado. El 1 de noviembre el país amaneció siendo un verdadero escenario de guerra por parte de las bandas narco delictivas que propinaron sendos atentados en la madrugada. En medio de semejante crisis, el Presidente había comunicado a la Asamblea sobre un viaje que realizaría a Estados Unidos por temas personales (léase vacaciones en Disney). Ante eso lo lógico hubiese sido la cancelación inmediata del viaje, pero para hacernos reír un poco, el señor Presidente esperó hasta casi la tarde de ese día para anunciar que no se iría de vacaciones y esto debido a la presión causada por las críticas de la ciudadanía. Una muestra más de la indolencia y la completa falta de empatía con el país.

Bonus track:

Para cerrar este espacio, quiero obsequiarles este bonus. Esta broma tiene que ver con las declaraciones del Presidente, que en una entrevista afirmó que demolería el edificio donde ocurrió el crimen contra Gabriela Bernal y en su lugar construiría un edificio con “identidad de género”. Nos queda la inquietud si ese edificio se considerará no binario, pansexual, trans, género fluido o heteropatriarcal. Respuesta que quizás nos puedan explicar los jóvenes e inexpertos asesores “pro-choice” que abundan en Carondelet.

Contenido sugerido

Etiquetas:

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *