Escribe para buscar

Contexto Noticias

Jueces sin visa: el segundo golpe bien intencionado… pero golpe al final

Compartir

La Embajada de Estados Unidos vuelve a tocar un nervio del país. Ahora fue el turno de jueces y juristas.

Foto: William Cho – Pixabay

La Embajada de Estados Unidos en Ecuador da un nuevo golpe a la institucionalidad del país. Uno bien intencionado… pero golpe a la final. 

Esta sede diplomática emitió un comunicado oficial en el que revela que ha retirado visas de no inmigrante “de varios jueces ecuatorianos y otros individuos que trabajan en los sectores legal y judicial al determinar que ya no califican para estas visas”.

Este es el segundo golpazo a la institucionalidad del país luego de las declaraciones del embajador estadounidense Michael Fitzpatrick, cuando aseguró que en el país hay Narco-generales. Al igual que en la vez pasada, no ofreció nombres.

El primer golpe fue a la cúpula de la Fuerza Pública. Ahora es a la Función Judicial y a los abogados. 

La Embajada, en el comunicado sobre los juristas, lanza varias aclaraciones. Primero, no comentarán casos individuales “debido a que los registros de visas son reservados según la ley de los Estados Unidos (…) Tener una visa es un privilegio, no un derecho”. Con este contundente argumento el pedido de la presidenta del Consejo de la Judicatura, María del Carmen Maldonado, de que la sede revele nombres, no tendría ningún efecto…  

Segundo, relaciona el retiro de las visas a temas de corrupción. “La Embajada de los Estados Unidos toma seriamente el tema de corrupción y continuará revisando cuidadosamente las visas ya otorgadas y las nuevas solicitudes de visas”. Y remata: “El Departamento de Estado de los Estados Unidos tiene amplia autoridad para denegar y revocar visas de los Estados Unidos basándose en información que indique que el titular de una visa puede ser inadmisible en los Estados Unidos, y continuaremos usando esta autoridad para avanzar en los esfuerzos anticorrupción y combatir el crimen organizado”. Es una estocada para los abogados sin visa, sean parte de la Función Judicial o no.

Tercero, la decisión es parte de una política de Estado y del Gobierno estadounidense de combatir la delincuencia, y que va más allá de sus fronteras. “El Presidente Biden ha dejado en claro que los Estados Unidos está tomando medidas concretas para contrarrestar la corrupción y el crimen organizado tanto en los Estados Unidos como en el extranjero. Ningún país puede luchar solo contra estos problemas y los demás países deben hacer su parte”.

La Embajada no pierde la línea. Ya, desde septiembre pasado, ha identificado a Ecuador como uno de los países que tiene problemas por estar entre las dos naciones que son consideradas las productoras de cocaína más grandes del mundo. Ecuador, para el gobierno estadounidense, es un país de tránsito de narcóticos desde el 2003. 

En Octubre, la Embajada ya se refirió a que los países no pueden trabajar solos para combatir a los delincuentes transnacionales. “La corrupción facilita el crimen transnacional y socava la seguridad ciudadana. Ningún país puede combatir estos problemas solo; sin embargo, podemos lograr que nuestra gente esté más segura, también podemos promover la transparencia y rendición de cuentas trabajando juntos”, señala un comunicado del embajador Fitzpatrick sobre la lucha anticorrupción.

El texto oficial finalizó sellando una fusión que no ha sido vista en tres lustros: “Bajo la administración de los presidentes Biden y Lasso, los Estados Unidos y el Ecuador continúan expandiendo y profundizando nuestra cooperación en seguridad, transparencia, estado de derecho y la lucha contra la corrupción y el narcotráfico”.

Lo más seguro es que estamos viendo los resultados.

Etiquetas:

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *